miércoles, 31 de diciembre de 2014

Parando Marihuana en Tiempo Real - Día 273

Esta mañana durante un partido de fútbol sentí olor a marihuana y cuando sentí el olor emergieron chats mentales “me gusta ese olor”, “quiero fumar” y en ese momento hubo un sutil movimiento en mi estómago de deseo y comencé a recordar algunas situaciones en las que había fumado – recordé que la pasaba bien, y pasarla bien significa estar con amigos y reírnos, divertirnos bajo el efecto de la marihuana – luego de eso recordé las consecuencias de fumar marihuana como el estar creando en mi mente realidades alternas, el cansancio físico y mental, la cantidad de pensamientos que emergen en ese momento, el tornarse inservible ese momento con respecto a mi habilidad para tomar responsabilidad, de poder observar a mi mente, de poder trabajar con ella.

Me pregunté si realmente sería capaz de invertir mi tiempo en fumar marihuana, y el tiempo perdido dentro de ello.

Me pregunté por qué estoy viviendo y de qué se trata la vida.

En ese momento recordé que nosotros creamos nuestra vida y que si yo quiero gastar mi tiempo en fumar marihuana y hacer de mi vida eso, así será. Se trata de cómo yo defino la vida, y qué y quién soy en mi tiempo dentro de lo que yo defino ‘la vida’.

Me di cuenta el egoísmo de fumar marihuana, de cómo había justificado fumarla para ‘relajarme’, “olvidar”, es decir, reprimir mis problemas, reprimir mis actuales experiencias que no quiero tomar responsabilidad, y sólo quiero escapar de ellas, y sólo estar en este constante subidón energético.

Me doy cuenta cómo es que perdemos nuestro potencial al quedar atrapados en cosas como la marihuana, en realidades alternas por reacciones emocionales, cosas negativas que no queremos enfrentar ni lidiar con ellas.

Me doy cuenta que la relación que tuve con la marihuana estaba basada en un punto de partida mental, en sentirme bien, generar una experiencia positiva, reprimir lo negativo, lo cual me doy cuenta que dentro de eso no estoy construyendo ni creándome a mí mismo con mis propias manos por así decirlo, no estoy usando mi potencial para crear soluciones, crear mi vida, crear mi propia experiencia de ninguna manera, sino que más bien más y más me entierro en la mente, por una salida fácil el cual es sentirme bien – realmente vago, realmente perezoso de trabajar con mi mente, mi vida y mis relaciones.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo entrar a mi mente al momento de sentir olor a marihuana y decirme a mí mismo que quiero fumar marihuana de una manera sutil.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo intentar aferrarme al deseo de fumar marihuana porque esto me podría hacer pasarla bien, sentirme relajado y experimentarme a mí mismo de una manera más agradable, sin darme cuenta que estoy olvidando las consecuencias de fumar marihuana en un nivel mental, físico y de mi ser en cuanto a cómo esto hace que se construya más mi mente, cree más conexiones de pensamientos con las energías emocionales y de sentimientos, incluyendo a la marihuana, toda una relación mental de hecho, donde de hecho me doy cuenta que no estoy tomando responsabilidad de mi vida en absoluto, de mi mente en absoluto, sino que la abdico cada vez mas así.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo aferrarme a estos recuerdos de pasarla bien fumando marihuana, porque han sido realmente momentos únicos que pasé, sin embargo, yo soy el único que puedo tomar responsabilidad de mí mismo y pasar por un proceso de escribirme, perdonarme y cambiarme a mí mismo para parar el estrés, el ser insuficiente, el no ser lo suficientemente bueno, el sentirme avergonzado, los problemas, el estar tenso – todo puedo parar, tomar responsabilidad y dirigir a un cambio real, donde ya no sea una represión de éstas cosas por otras positivas, sino que yo trabajo con esto, libero y dejo ir las reacciones energéticas y de hecho puedo vivir estas palabras y crear soluciones: pasarla bien, estar relajado, experimentarme a mí mismo de una manera más agradable como expresiones de mí mismo – no siendo dependientes de una substancia, energía o mi mente en absoluto.

Me comprometo a mí mismo a, cada vez que me vea entrando en este tipo de pensamientos, o experiencias energéticas, me traigo al respiro y reviso las razones de por qué yo quiero fumar marihuana, perdono estas razones, perdono la energía, libero, dejo ir y me cambio a mí mismo en el momento.

Me comprometo a mí mismo a darme a mí mismo aquello que he dejado que la marihuana y la mente me den, para realmente yo mismo viva estas palabras, que he abdicado, como una expresión de uno mismo.

Continuaré abriendo un poco más acerca del punto de la marihuana en la dimensión social, tal vez el próximo post o tal vez más adelante.

martes, 30 de diciembre de 2014

¿No puede ir esto más rápido? - Día 272


He notado cada vez que cedo a las resistencias a escribir, perdonarme a mí mismo y comprometerme a cambiar y cambiarme a mí mismo, llega la consecuencia de la postergación como un sistema, completamente tomando control de mi proceso. Cuando sucede esto y me acuerdo del proceso, evalúo dentro de mí mismo cómo me encuentro en relación a ello y entro en una reacción de miedo como “oh no!!! No he estado cambiando este tiempo! He permanecido igual!”, “nada ha cambiado!!!!!!”, “lo que he caminado quedó en la nada!!!!” y es como si quisiera moverme más rápido dentro de mi proceso, y creo esta idea de cómo puedo moverme a mí mismo más rápido, imaginándome que ya no tengo reacciones, no hay nada dentro de mí que me mueva, puedo vivir de una manera fuera de reacciones y entonces digo “ok, voy a escribirme, voy a pararme, voy a perdonarme”, pero cuando llega ese momento donde estoy por escribirme, o parar el patrón en tiempo real o por perdonarme, es como si viera todo al mismo tiempo y quisiera caminar todo al mismo tiempo y perdonar todo al mismo tiempo y cambiar todo al mismo tiempo! Y luego comienzo a ir de un lado para otro tratando de ver qué escribir, y cuando estoy por escribir, ésta resistencia de nuevo que había olvidado y que ha sido la razón de mi postergación y luego el ciclo se volvería a repetir porque no he podido efectivamente dirigir nada, justamente por el sobrecogimiento de los puntos, lo que acumulé y construí en mi mente, cuerpo y en mí mismo.

Ahora, esta dimensión que estoy abriendo con respecto a mí proceso y el punto de partida tiene una conexión con el sistema de postergación que estoy trabajando, puedes checar mi post anterior. Lo que me ha apoyado a ver este punto y que da algunas perspectivas interesantes e importantes a considerar con respecto al proceso de cambio es la entrevista de la serie Reptilianos “Can't This Go Any Faster - Reptilians - Part 339” que actualmente se encuentra solamente en inglés, pero que en tiempo por venir estará en español. Yo altamente recomiendo invertir en esta increíble entrevista para poder tener una visión más expandida con respecto al proceso y éste punto de ir más rápido o más lento.

Ok, entonces cómo se relaciona este punto con la postergación – lo que encontré dentro de este patrón es que he temido simplemente no ser lo suficientemente ‘vida’ por así decirlo, para seguir aquí y simplemente ser un estorbo o que mi existencia no tiene sentido o valor, por permanecer siendo parte de la consecuencia en este mundo, haciendo de este mundo NO lo que es mejor para todos. Así que, es dentro de este contexto que el miedo emergió y todos estos chats mentales y luego la idea de cómo puedo ir más rápido en mi proceso, donde quise literalmente que todo ese perdón que no había aplicado esté ya hecho, que todas esas reacciones estén liberadas, que todos los pensamientos simplemente desaparezcan, y así hasta que luego lo olvido porque no he llegado a empujarme lo suficiente a través de las resistencias y el sobrecogimiento de la cantidad de puntos que quiero dirigir al mismo tiempo. Entonces caminaré perdón a uno mismo con respecto a las reacciones y las creencias/ideas de ‘ir más rápido en mi proceso’ e ‘ir más lento en mi proceso’.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo generar chats mentales como “oh no!!! No he estado cambiando este tiempo!”, “he permanecido igual, nada ha cambiado!!!”, “lo que he caminado quedó en la nada!!!!” dentro del punto de partida de miedo a desaparecer por no ser un individuo de ‘valor’ por así decirlo, que no es vida en realidad y que sólo está alineado a la consecuencia en este mundo, al darme cuenta que no he estado aplicándome y caminando mí proceso, para así moverme dentro y como este miedo a caminar mi proceso, sin darme cuenta que mi punto de partida dentro de este proceso está enfocado en permanecer con vida/existente, y no en realmente contribuir a mí propia vida y a la vida en general en crear lo que es mejor para todos.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo caminar mi proceso de cambio dentro del punto de partida del miedo a no existir, donde mi único propósito en este proceso ha sido permanecer con vida/existente, sin darme cuenta que estoy viendo las cosas dentro de una caja, en mi mente, a mí propia supervivencia, en lugar de realmente levantarme como creador de la vida actual, y realmente regalarme a mí mismo este proceso: crear como creador una nueva creación a través de moverme a mí mismo, dirigirme a mí mismo a escribir, perdonar y cambiar – es decir, realmente no lo he hecho porque he tenido resistencias y me he permitido ceder y darme por vencido a mi mente y así me he disminuido a mí mismo del total potencial que tengo para cambiarme a mí mismo y crear una vida que es mejor para mí y para todos.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo ser motivado a caminar mi proceso a través del miedo a no existir/morir, y dentro de esto no me he dado cuenta que mi punto de partida ha estado aún alineado a la mente, a una personalidad, a una energía y es esta energía/mi mente la que estaría determinando mi proceso, en lugar de yo mismo estar moviéndome, empujándome y cambiándome a mí mismo verdadera y realmente.

Me comprometo a mí mismo a caminar este proceso y hacer este proceso una extensión de mí mismo, una parte de mí mismo, algo que se torne natural en mí día a día.

Me comprometo a mí mismo a caminar este proceso por mí vida y la vida de todos, siendo consciente de que este proceso es un proceso de vivir palabras, de realmente encarnar yo mismo en lo físico, crear y traer mí propia expresión a lo físico, y no ya estar controlado por energías y pensamientos en y por mí mente – el cual obviamente, yo he participado y contribuido a crear como yo mismo esta mente.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo generar apuro dentro de mí mismo, buscando una solución rápida para “cuantificar” mi proceso, y entonces crear esta idea de que puedo en un solo momento ahora parar de participar en mis pensamientos y reacciones y estabilizarme rápidamente, e ir a escribirme, perdonarme y cambiarme con más facilidad porque ‘ahora quiero que así sea’, sin darme cuenta que me he atrapado en la mente donde estoy mirando las cosas desde la perspectiva del ‘tiempo cuántico’ y hacerlo lo más rápido posible, sin darme cuenta que mi proceso no está siendo dirigido por mí, en lo físico, respiro a respiro, determinando quién soy y cómo dirigirme cada vez que un pensamiento o reacción emerja, un momento donde tengo la oportunidad de cambiar, es decir, eso es realmente importante, es así cómo realmente camino mí proceso, momento a momento, respiro a respiro, expandiéndome a mí mismo paso a paso desde y en lo pequeño.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo desear caminar varios puntos simultáneamente en mi mente, motivándome con el miedo a no existir y la idea de ir más rápido en mi proceso como tiempo cuántico, caminando puntos apresuradamente, sin darme cuenta que mi proceso está totalmente siendo controlado y dirigido por mí mente de esta manera, siendo las personalidades y reacciones a nivel de mí mismo que están emergiendo, lo cual es y sigue siendo energía, por tanto – mi proceso está siendo dirigido dentro de polaridades y no realmente caminando con el real entendimiento y realización de este proceso, ya que estoy queriendo en mi mente que todo sea más rápido, en lugar de realmente yo mismo vivir momento a momento, vivir el escribir, el perdonar, el comprometerme y cambiarme a mí mismo y así, todo esto siendo dirigido por mí mismo y moviéndome a mí mismo de verdad – eso es real y verdadero cambio en tiempo-espacio, dirigido por mi decisión de quién soy en este proceso fuera de polaridad y cualquier punto de partida mental.

Me comprometo a mí mismo a prevenir esta situación de no empujarme y más bien caminar mi proceso al realmente comenzar a poner mi proceso sobre ruedas: respirando, estabilizándome, escribiéndome, perdonándome, comprometiéndome, cambiándome, aplicando cambios prácticos, tomar decisiones con respecto a cada punto, quién soy dentro de este proceso y el caminar de éste en tiempo real hasta que el proceso se convierta en una extensión de mí, una parte natural de mí mismo.

Me comprometo a mí mismo a escribir más, tomar más decisiones con respecto a quién soy a medida que voy caminando y va desarrollándose mi proceso, y recordarme cada paso, empujarme a mí mismo a la realización, a desplazarme hacia mi propia consciencia y vivir la realización de mí mismo para crearme a mí mismo dentro de esto y así poder dar vida a mi propia expresión en y como mi cuerpo físico humano.

Me comprometo a mí mismo a caminar un punto a la vez, e ir caminando más a medida que voy empujándome a través de las resistencias primarias, las resistencias que yo sé me he dado por vencido y no he atravesado, para poder ir empujándome a hacer más, trabajar con más puntos y llegar a mi máximo y total potencial.

Me comprometo a mí mismo a vivir este proceso de verdad, realmente estar presente al momento de escribir, de perdonar, de comprometerme, cambiar, respirar y dirigir puntos dentro y como yo mismo.

viernes, 26 de diciembre de 2014

Enfrentando la Postergación - Día 271

Hola a todos. Hace mucho que no me dedico a escribir en mi viaje hacia la vida y en realidad no me he dedicado a escribir por un tiempo. He encontrado bastante fascinante todo esto que ha estado pasando en mi vida, los pensamientos que he estado participando, las reacciones que he estado dándole combustible y validando ciertas fantasías por los deseos que he estado generando, más todo el entramado de relaciones en mi mente, conectando pensamientos, justificaciones, excusas, razones, chats mentales a estas energías específicas hasta el punto donde hoy me encuentro con toda esta acumulación de pensamientos y energías que quiero dirigir efectivamente, y es la razón por la cual ahora estaré caminando el proceso de parar de postergar.

Voy a caminar este proceso con el apoyo y la asistencia de una grandiosa serie de grabaciones de la tienda de EQAFE. Esta serie es de los atlantes donde hay dentro una serie en la cual se camina la postergación (solamente en inglés por ahora), explicándola y más la aplicación práctica en cada entrevista para corregir este constructo y sistema pre-programado en la mente y el cuerpo físico.

Lo que encontré muy interesante acerca de cómo existe la postergación y cómo caminarla es que es un proceso en reversa, donde en lugar de caminarla a partir de perdonar los pensamientos y las reacciones, se comienza el proceso a un nivel físico, es decir, corrigiendo a partir de física y prácticamente cambiar y no desde un punto de pensamientos y reacciones. Por tanto, voy a hacer una lista de las actividades que he estado postergando y voy a ir implementando cada una durante mis días, tomando en consideración cómo se siente mi cuerpo físico y moverme desde el sistema de la postergación a mi cuerpo físico, empujándome a parar de participar en este sistema físico para más bien dirigirme física y prácticamente a realizar las actividades.

Ya realicé la lista de actividades, responsabilidades y cosas a tener hechas que he estado postergando. Y por lo tanto yo:

-Me comprometo a mí mismo a, dentro de esta consciencia que estoy desarrollando a través de ver, darme cuenta y entender cómo la postergación funciona y cómo puedo apoyarme y asistirme a mí mismo prácticamente para cambiar, implementar cada una de estas actividades, responsabilidades y cosas a tener hechas a medida que vaya disponiendo el tiempo.

-Me comprometo a mí mismo a tornarme consciente de esos momentos donde ‘no estoy tomando principio rector’ y que en su lugar estoy divagando en la mente con pensamientos y cosas realmente fuera de contexto como fantasías e ilusiones en mi mente que no tienen sentido en sí en relación con lo que requiero hacer y con lo que en realidad puedo hacer al tomar esos momentos para dirigirme a realizar las actividades que son requeridas, responsabilidades y actividades a tener hechas, en otras palabras, usar ese tiempo que me doy cuenta y veo que tengo disponible y que no estoy dirigiéndome a mí mismo a tener las cosas hechas.

Compartiré mis realizaciones y el perdón a uno mismo que estaré caminando en este proceso en reversa de parar la postergación desde un nivel físico y luego a nivel mental.

jueves, 23 de octubre de 2014

Redefiniendo la palabra Belleza/Hermoso - Día 270

Hoy estuve trabajando con la palabra belleza y compartiré el perdón a uno mismo y compromisos que estaré aplicando como corrección práctica en tiempo real


Reacción hacia una chica Rubia, pelo atado, de piel blanca – quiero verla:

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo reaccionar con deseos de mirar a una mujer al ver que ésta mujer tenía pelo de color rubio, atado y de piel blanca, por haber definido el pelo rubio, atado y el tener piel blanca como ‘hermoso’ y ‘bello’, sin darme cuenta que mi propia definición de belleza es simplemente una imagen física, es decir cómo se ve, donde entonces haría la decisión de conocerla, estar en una relación con ella por su imagen/ser bella/hermosa.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo decidir conocer y entrar en una relación con una mujer sólo por sentir deseos o atracción hacia su propia imagen física o expresión de los genes, lo cual yo definiría como ‘bello’ o ‘hermoso’ por ejemplo el que sea rubia, tenga el pelo atado y tenga piel blanca, sin darme cuenta de que esto no determina o me permite conocer o darme cuenta del potencial que tenemos tal mujer y yo para tener una relación, para conocernos el uno al otro, es decir, la imagen no dice absolutamente nada de la compatibilidad o el tipo de relación o cómo la relación será o se desarrollará, crecerá o expandirá, por tanto la manera en que defino ‘belleza’ no está siendo práctico ni refleja un adjetivo que podría darle a la vida, ya que la vida no está siendo expresada en realidad.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo desear tener una mujer bella a mí lado/como relación por haberle dado un valor de superioridad el tener una relación con una mujer que defino/por el concepto/idea de bella o hermosa, sin darme cuenta de realmente investigar a qué he definido/conceptualizado/cómo he creado esta idea de belleza/hermosa y en qué consiste, para asegurarme de que esta palabra no esté alineado a mi interés personal/ego/mente y más bien esté alineado a la vida/lo que es mejor.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo conceptualizar la palabra belleza o hermosa como el ser un individuo de sexo femenino, la cual la mayoría de los chicos están de acuerdo en que es atractiva/le gustan/quieren una relación con ella por su apariencia física, por tanto para que una mujer sea hermosa/bella tengo que encontrar primero que varias personas estén de acuerdo en que les parece atractiva/quieren una relación con ella/les gusta/quieren tener sexo con, sin darme cuenta que este concepto de belleza es completamente mental, es decir, donde sólo defino a alguien de bella o hermosa al haber visto que ciertas características físicas le gustan a varios chicos/es con lo que le gustaría tener una relación/tener sexo y en ello, para que la palabra exista es requerido de ENERGÍA, donde la energía está puesta en querer tener sexo con ella, querer tener una relación con ella y que me gusten sus características físicas.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo definir/conceptualizar la belleza o la palabra hermosa en mujeres a las cuales siento una atracción o deseo por su cuerpo físico/características físicas o quiero tener sexo con, debido a tales características físicas, sin darme cuenta que eso en realidad es deseo o atracción hacia su físico o su cuerpo y deseo sexual, algo que en realidad no está relacionado a la belleza, sino a algo que separé de mí mismo o que en realidad estoy buscando expresar.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo asociar a la palabra importante con la palabra superior y agregarle estos valores a la palabra de belleza o hermosa.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo agregarle el valor de importante a una mujer que definí/conceptualicé de bella o hermosa por haber visto algunas mujeres que definí de bellas o hermosas que son muy observadas, o que percibo que la interacción es muy importante o valiosa/le dan mucha atención los chicos, sin darme cuenta que en realidad eso no la hace importante, eso significa que los chicos tienen ciertas experiencias hacia ella o les llama la atención ella, pero no es importante por ejemplo en la actividad práctica, en lo práctico realmente porque, por ejemplo si estamos en la escuela, no es indispensable para estudiar o realizar la clase, por tanto, aquí en realidad he definido como importante a lo que se le da mucha atención/uno tiene ciertas experiencias de deseo o atracción a.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo agregarle el valor de superior a una mujer que definí/conceptualicé de bella o hermosa por haber visto que algunas mujeres que definí bellas o hermosas a veces ignoran a personas o me ignoran o determinan con quién relacionarse y quién no a pesar de las personas abordar la relación de manera abierta, gentil o agradable, sin darme cuenta que esto lo vi por primera vez en los dibujitos donde habría una reina y esa reina sería como importante y superior porque todos la reconocerían como inquebrantable su ley/palabras, entonces yo le di tales valores a una mujer por asociarlas a reinas, en lugar de darme cuenta de que una mujer, no importa cómo ésta se vea o aparenta físicamente, sigue siendo un ser humano como tal, no superior ni más importante que yo mismo como quién soy como un ser, entonces puedo darme cuenta que ella simplemente está determinando sus relaciones, con quién se relaciona o quién no.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo sentirme/percibirme inferior hacia las mujeres que he definido/percibido/conceptualizado de bellas o hermosas por haber interpretado que al interactuar con una mujer que definí/percibí así me rechazó al no seguir hablando conmigo, tomándomelo personal al yo querer tener una relación con tal mujer, sin darme cuenta que le he dado mucha importancia el querer tener una relación con una mujer que definí/percibí/conceptualicé de bella o hermosa y al ella no responder como yo esperaba, me lo tomé personal y me sentí inferior al no haber tenido el éxito de tener una relación con ella, donde entonces me definí como antagónico a lo que sería belleza o hermoso, en lugar de darme cuenta que no es la belleza o hermosura caminando allí, es un ser como yo con una mente particular respondiendo y reaccionando de acuerdo a cómo está sintiéndose o experimentándose, no tiene que ver conmigo en realidad y yo le he asociado esa palabra por mi experiencia con respecto a ella.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo creer que una mujer a la cual he percibido/definido/conceptualizado de bella o hermosa/dado el valor de importante/superior va a rechazarme como relación (no importa qué tipo de relación) debido a haberme definido/percibido/creído ser feo.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo definir/conceptualizar como feo el no ser elogiado por mi apariencia física y el no ser muy visto/gusten de mí las chicas.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo agregarle el valor de inferior a la palabra/concepto de feo al ver que aquellas personas que han sido definidas como ‘feas’ no son muy vistas/el sexo opuesto no gustan de ellas/no reciben elogios por su físico, sin darme cuenta que no hay alguna experiencia de atracción o deseo hacia la apariencia/cuerpo físico o no hay gusto por el físico de estas personas y más bien hay una reacción negativa hacia el físico, sin embargo no define quién es como un ser su cuerpo físico/el valor asociado al físico.

Me doy cuenta que las palabras belleza/hermoso y fealdad las he definido como reacciones opuestas hacia la apariencia física de un ser humano femenino o masculino, por tanto está más alineado a la energía/la mente que a una verdadera y real expresión de mí mismo como vida.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo haber usado la palabra belleza para expresar una reacción de deseo o atracción hacia el cuerpo físico de una mujer u hombre, en lugar de por ejemplo, usar la palabra belleza o hermoso para expresar que un individuo está presentable o adecuado al contexto en el cual se va a presentar físicamente en términos del sistema mundial actualmente.

Y en términos de la alineación de mí mismo como la vida, la verdadera y real belleza de uno mismo, del ser mismo no consiste en su forma o apariencia, consiste en qué es lo que crea como quién es, es lo que estoy creando y quién soy dentro de eso que realmente es bello o hermoso, porque esto permite que la vida siga expandiéndose, creciendo o desarrollándose al yo vivir mi máximo potencial – entonces qué estoy creando y quién soy en lo que estoy pensando, hablando y actuando/creando? Esto realmente permite un crecimiento, desarrollo y expansión personal e igualmente para todos los demás como la vida/consciencia? La belleza o hermosura no está en la apariencia física, está en lo que creamos y quién soy que permitirá la expansión de la vida/consciencia tanto en mí mismo como en todos los demás.

Me comprometo a mí mismo a relacionarme con todas las personas igualmente, sea cual sea la definición, concepto o idea que tenga de ella con respecto a la palabra belleza/hermosura o fealdad para no basar mis decisiones/elecciones de relacionarme e interactuar por esta palabra asociada a la apariencia física, perdonando y liberando los constructos al darme cuenta que esto no determina o define quién soy ni a la otra persona como un ser, y más bien me permito conocer el interior, sus experiencias y sus expresiones externas físicas.

Me comprometo a mí mismo a utilizar estas palabras (belleza, hermosura, fealdad) dentro del sistema de manera práctica, donde la belleza sería la producción de uno para salir o su presentación de por ejemplo, salir a bailar o salir a una fiesta o a la escuela, casamiento, etc. y no ya para definir individuos o seres por su apariencia e inferiorizarlos o superiorizarlos/darles más importancia o no.

martes, 21 de octubre de 2014

Cambiando de Verdad - Día 269

Este post es una continuación de:

 
Más adelante estaré compartiendo una actualización de mi aplicación sobre estos puntos.

En esta semana han ocurrido varios cambios con los cuales estoy bastante satisfecho y sin embargo, todavía estoy desarrollando y expandiendo mi consciencia, mi aplicación y el corregirme/cambiarme/darme dirección, así que voy a dar una revisión breve de cómo me ha ido con mi aplicación.

Lo que hice fue seguir especificando mi aplicación, seguir indagando en términos de seguir testeando cómo podría hacer mi aplicación efectiva, cuándo mi perdón a uno mismo es real, cómo parar mis pensamientos y reacciones y dirigirlos – lo que encontré es que a lo largo de mi vida había sido un individuo muy pasivo, en términos de moverme físicamente, de NO inmediatamente actuar al proponerme por ejemplo, de ciertos días barrer, o inmediatamente limpiar antes de desayunar, esos pequeños momentos o movimientos que en realidad yo no tomaría, es decir, mantener la casa limpia, mantener un orden, cepillarme los dientes todas las noches son algunos ejemplos de cosas que ‘excusaría no hacer porque estoy ocupado’, y la verdad que en lo que yo estaría ocupado en realidad no me estaba realmente apoyando de alguna forma porque mi aplicación en ello estaba siendo inútil. Así que, uno de los puntos que normalmente evitaría tomar es el de volverme activo en mi día, es decir, hacer esas actividades o movimientos en esos momentos de cansancio o cuando estaría ocupado o cuando realmente es como si ves que puedes hacer esa pequeña acción que puede ser benéfica para ti y/o para todos igualmente.

Me di cuenta de que esta pasividad física, este no ser muy activo prácticamente es capaz de influenciar mi aplicación práctica, porque noté muchas veces cansancio físico que no entendía por qué, si he hecho poco - y lo definí como una resistencia porque realmente era una pesadez mientras yo estaría barriendo, cocinando, cuidando a un niño, yendo y viniendo por compras y cosas así, así que decidí hacer esto cada vez más para que esta pesadez se vaya y yo pueda en realidad ser más activo, ser más práctico, hacer esas pequeñas cosas que parecen pequeñas en realidad, pero son grandes en términos de que estaría cansado, agotado o con resistencias y cedería por esta experiencia, en lugar de moverme a mí mismo físicamente, sin pensar en lo que estoy sintiendo, ni estar prestando atención a la experiencia que era más bien mental y que estaría como experimentándola físicamente, pero eso no significaría que no tengo fuerzas en mis músculos, que no puedo levantarme y hacer actividades, eso para mí era un signo de resistencia y experiencia mental, así que cambié mi punto de partida a ‘atravesar las resistencias’ y así ‘atravesar mis propias limitaciones’ y tornarme más activo, hacer más y con la práctica mejorar mis movimientos al punto de volverme más efectivo, eficiente y rápido en hacerlas.

Otro punto que cambié y me apoyo en general es la aplicación de desacelerarme y de estar presente aquí, en el respiro con mi cuerpo físico humano, me di cuenta de que cuando estoy aquí, es decir, sin seguir pensamientos, sin reaccionar, sin ningún movimiento energético de algún tipo, existe una estabilidad, y dentro de esa estabilidad no es requerido nada en realidad, es decir estás aquí, presente, consciente. Pero cuando pensamientos emergerían con reacciones asociadas, me encontraría moviéndome dentro de mí mismo y fuera de mí mismo para alcanzar una particular experiencia y en ese estado de buscar o de reacción, se torna imposible llegar a una estabilidad, es decir, el hecho mismo de estar ‘buscando algo’ y por tanto ‘entrando a una experiencia de deseo, de venganza, de enojo, etc.’ implica que hay algo que uno quiere expresar de manera física, algo quiere hacer y eso que uno quiere hacer, ese interés va a llevar a uno a una experiencia específica que es la razón por lo cual entramos en tales experiencias, nos definimos en ciertos pensamientos, sin muchas veces darnos cuenta que al hacer esto, estamos en movimiento, un movimiento energético, un movimiento tras la búsqueda de algo, un interés específico y mientras estemos buscando algo, será imposible estar estables, estar aquí, presentes – así que usé este punto como referencia para mí y me sirvió bastante para cuando me vería dentro de mí mismo pensando algo o sintiendo algo, y encontré que sería capaz de soltarlo/dejarlo ir – es realmente un movimiento interno, una decisión que requiere de voluntad y aquí es cuando pude encontrar mi efectividad en el perdón, cuando perdoné estas cosas que me resultaron difícil soltar/dejar ir y liberar de mí mismo – pude ver que cuando me encontraba en este movimiento, requeriría de investigar y perdonar estos deseos, estas creencias, proyecciones, culpa, ideas que me motivaron/movieron para seguir pensando, sintiendo y seguir yendo tras una experiencia que ya dentro de mí mismo estaba ‘previendo’, es decir, eso es lo que hacemos en la mente, creamos un interés, creamos una experiencia actual y creamos un camino con el cual ya sabemos qué es lo queremos que se manifieste físicamente y qué experiencia tendremos si eso se manifiesta – eso no es acaso algo preprogramado? Eso no es acaso interés propio sin consideración de los demás?

Así que con este punto llegué a estabilizarme más durante el día, estar aquí, presente, consciente de lo que ocurría dentro de mí mismo/mi mente, asegurándome de no ser influenciado por los pensamientos y reacciones, y más bien parar, perdonar y dirigir.

Anteayer estuve experimentando este ‘no querer aplicar el perdón a uno mismo’ debido a esta realización y este punto de estabilidad, realmente cada vez que veía los problemas/pensamientos/reacciones, no quería como detenerme a perdonar, simplemente seguía mi día, sin motivación de perdonar al parecer. Esa misma noche, debido a que me comprometí a perdonar todos los días, me senté y escribí una situación y comencé a perdonar, y lo que encontré es que había muchos procesos subconscientes que estaban desarrollándose, subconscientes es decir, proyecciones y culpa, cosas por las cuales uno no se detendría y cambiaría porque los dedos están apuntados hacia los demás, son esos puntos que son más difíciles de identificar o parar, justamente porque los vemos en los demás y no lo vemos en nosotros, ese “estoy en lo correcto” y cosas así. Entonces me di cuenta de que para perdonar no requiero de ninguna experiencia, es realmente una decisión, una decisión de parar por un momento y abrir esos puntos en la escritura y a través del perdón para realmente cambiar, porque no hay algo que te lleve a hacerlo, es tu decisión y un movimiento interno y externo realmente.

Todos los días es una oportunidad para parar, ese movimiento de parar algo dentro de ti, de perdonar, soltar/dejar ir, liberar y cambiar – todo lo que somos está aquí, no es necesario tratar de recordarlo porque siempre está aquí, somos nosotros mismos los que requerimos día a día trabajar con nosotros mismos en ello, y eso me di cuenta, que todos los días es una oportunidad para parar, perdonar y cambiar algo, porque todo lo que somos, todas nuestras aceptaciones y permisos están aquí, con nosotros, nuestra mente está aquí , nosotros estamos aquí, sólo se requiere tomar la decisión y la voluntad de hacer ese esfuerzo, esos movimientos. Y yo me comprometo a mí mismo a todos los días caminar mi proceso de tornarme consciente de mí mismo, conocerme a mí mismo, parar aquello que no es lo mejor, perdonarlo, liberarlo y cambiarme a mí mismo, porque todo lo que requiero cambiar, todo lo que requiere ser detenido está aquí y no se va a ningún lado, a menos que yo mismo dé ese paso, haga esa esa decisión, ese movimiento de realmente cambiarlo.

lunes, 20 de octubre de 2014

El Ciclo de terminar y volver (Parte 1) - Día 268

Continuación de:
Así que, en otro post detallaré más acerca de este ciclo de tiempo, lo que encontré y mis realizaciones respecto de esta situación, este ciclo de terminar y volver constante.


Desde que comencé mi relación de noviazgo, hace casi dos años atrás, había establecido un punto de partida específico: apoyarme y asistirme en una relación para conocernos y establecer soluciones a los distintos problemas o situaciones que podríamos estar lidiando y enfrentando individualmente y juntos. A medida que pasaba el tiempo, otros puntos comenzaron a emerger, donde pude colocar y contener, por así decirlo a mi novia en palabras específicas como ‘la única’, ‘especial’, ‘sexo seguro’… y es decir, lo que no me estaba dando cuenta es que, a medida que la relación estaba desarrollándose, comencé a tomar memorias o características específicas, o palabras y acciones específicas y las interpreté. Las interpreté y formé creencias como “ella no es tan emocional, me dice que no le gusta eso de tener una relación muy sentimental, cool, eso significa que vamos a tener una relación estable! porque mi relación anterior me jodía con que le diga ‘te amo’ y cosas así, realmente esta chica es especial” o “genial, ella se dedica a limpiar y mantener limpio su casa, es una persona muy responsable”, es decir comienzo a darme cuenta y es fascinante cómo es que a medida que “grababa y tomaba nota” y tomaba sus palabras y las interpretaba, formando estas creencias, comenzando a llenar las palabras con las cuales comencé a definir y relacionar a mi novia, es decir, lo que comenzó a emerger en la relación fueron mis antiguos patrones de colocar a mi novia como especial, única, de que ella sólo me quiere a mí y cosas así que yo creaba en mis antiguas relaciones, y es decir, de una u otra manera mis relaciones terminaban siendo de esa forma, es decir, terminaba definiéndolas y viéndolas de esa forma, sus acciones, sus palabras, así que aquí puedo ver que tarde o temprano en una relación enfrentas lo que uno hizo o creó en relaciones pasadas, debido a que es así cómo abordamos nuestra relación, es así cómo ‘queremos ver y que sea nuestra relación’ de noviazgo.

Uno de nuestros primeros conflictos fue porque ella quería mantener en secreto que estábamos viéndonos y yo le conté a una de las chicas con las que ella convivía, ella reaccionó con enojo y me echó de la casa, no quería verme de vuelta o algo así. Después de eso quería hablar con ella para que arreglemos las cosas pero ella no quería, en ese momento surgió la realización de que no tengo control sobre ella, entonces la dejé ir – esto fue en las primeras semanas – y al día siguiente ella se juntó conmigo, hicimos las paces y volvimos.

Hubo otra situación donde tuve una reacción muy fuerte de miedo y enojo, y yo tenía esta tendencia anteriormente a reprimir mi enojo, se sentía muy profunda la energía y no podría ‘emerger’ debido a este mecanismo que a lo largo de mi vida creé de reprimir la reacción, palabras y acciones basadas en enojo, el cual es un punto que comencé a parar y llegar a conocerme a mí mismo como enojo, y todavía estoy enfrentando patrones de enojo que ahora salen a la luz porque no reprimo.

Pasaron un par de meses y conflictos de ‘terminar y volver’ todavía estaban, y llegué a darme cuenta de que ‘fue muy temprano el haber entrado en una relación, y más bien debí haberla conocido más tiempo (como un año o dos) antes de entrar en una relación con ella’, y es decir, a medida que caminaba la relación fui dándome cuenta de cosas interesantes que no pude haber concebido porque no había pasado por las situaciones/los problemas para llegar a darme cuenta de las soluciones que podría implementar, o un cambio en mí mismo que podría implementar. Es decir, al comenzar la relación pensé en cómo sería la relación, y realmente no me imaginaba cómo podría ser, así que no había como mucha motivación para entrar en esta relación, así que eso fue interesante también el confiar en mi mente y en lo que puedo proyectar en mi mente, pero que en relaciones no pude imaginar cómo sería o podría vivir esta relación.

Recuerdo también que a pesar de estas realizaciones, no consideré en ‘cambiar’ las reglas de la relación en términos de cambiar de estar en una relación comprometida a conocernos el uno al otro para ver el potencial que tenemos para una relación efectiva y una vez pasado esa fase, comprometernos, como tampoco viví esa realización de que ‘no tengo control sobre mi pareja’ y llevarlo al punto de darme cuenta que cada uno decide quién es en cada momento, donde entonces cuando veo algo de ella que yo reacciono, en lugar de ‘querer controlarlo’, más bien entenderme a mí mismo en términos de por qué reaccioné y entenderla a ella en términos de por qué hizo/dice/piensa eso, por qué ella es así – y así entender las acciones, los pensamientos, las palabras, a mi pareja de acuerdo a lo que ella comparte conmigo y puedo decir que gracias a la introspección que gané a través de la escritura, de conocerme e investigarme a mí mismo, de perdonarme y afirmarme a mí mismo, pude llegar a entenderla y conocerla y no reaccionar y hablarle dentro de una reacción, sin embargo todavía hay más por descubrir de mí mismo que me permitiría llegar a conocerla más a mi novia igualmente, eso es lo cool de este proceso también al entender que otra persona no es distinta a ti en términos de que tiene una mente y un cuerpo, al igual que uno, posiblemente en ella existan patrones de pensamientos y comportamientos distintos, reacciona distinto debido a su propia configuración – sin embargo, la plataforma sigue siendo la misma, el funcionamiento sigue siendo el mismo.

En el próximo post de esta serie seguiré expandiendo sobre este ciclo de terminar y volver, y comenzaré a abrir los puntos en los que voy a aplicarme a mí mismo con el perdón a uno mismo, compromisos y aplicación práctica correctiva.

martes, 14 de octubre de 2014

Día 267 - Voluntad Propia: Perdón a Uno Mismo

Este post es una continuación de:
En el próximo post caminaré perdón a uno mismo, declaraciones correctivas y aplicación correctiva que aplicaré para el verdadero y real cambio práctico en mi vida.


Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo ser dirigido, controlado y estimulado por pensamientos y reacciones emocionales y de sentimientos a tal punto donde simplemente sería arrastrado por la corriente de las energías y pensamientos, sin darme cuenta que mi ser mismo/yo mismo no está allí de ninguna forma como la vida, sólo estoy yo como un programa, como toda esta sustancia puesta en las energías y los pensamientos/programas corriendo como la mente, es decir, soy yo quien está sustanciando a la mente, las energías, los pensamientos, los programas y he sustanciado tanto éstos que me he convertido en débil, donde los programas están tan fortalecidos y se sienten como ‘fuertes’ debido justamente a la cantidad de sustancia/pensamientos y energías acumuladas.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo no tener la suficiente voluntad propia para caminar punto por punto, hilo por hilo, parte por parte, respiro a respiro, momento a momento la acumulación de pensamientos/creencias/ideas/percepciones/información y reacciones de emociones y sentimientos/energías para de hecho darme a mí mismo ese POTENCIAL a través de parar, perdonar, liberar y corregir/cambiar/dirigirme a mí mismo en y como ese potencial que me doy cuenta/doy a mí mismo para realmente remover y moverme de esa parte de mí mismo que yo mismo creé y sustancié, eso que me doy cuenta no es lo mejor para todos, no se levanta como la vida/principio de vida.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo creer que porque la energía es tanta, los pensamientos/instrucciones dentro de mi mente contienen tanta fuerza/energía/sustancia, es decir, la acumulación es tan grande, tan fuerte, que yo mismo no podría parar, perdonar, liberar y corregir en el momento/en tiempo real/escribiendo, por creer en mis propios pensamientos dentro de la posesión/experiencia energética, sin darme cuenta que eso ya está aquí, ya está acumulado, existente y en ese momento en que la acumulación emerge y se integra en mi físico, se siente la energía, la posesión tan física, tan real, en realidad lo que estoy experimentando es lo que ya creé, es decir, sólo está emergiendo en lo físico y seguir moviéndome en y como ésta, sólo la sustancio aún más, al grado donde todavía estoy creando consecuencias para mí, consecuencias en lo físico, en lugar de realmente en ese momento RECORDARME a mí mismo que esto es la acumulación de lo que me acepté y permití a mí mismo ser y está emergiendo, sin embargo estoy aquí, puedo vivir esta redefinición de quién soy en este momento y realmente levantarme como la vida/los principios de vida y el apoyo a mí mismo que establecí como el proceso de parar todo movimiento energético, perdonar, liberar, dirigir/cambiar/corregir o escribir, es decir, se trata de parar de vivir como un programa, de seguir creando mi vida sin consciencia, sin consideración de las consecuencias, de qué estoy creando para mí mismo y para todos los demás igualmente a través de mi participación en todos los niveles y dimensiones, y establecer soluciones que sean lo mejor.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo creer que hay alguna forma de voluntad propia, alguna forma de ‘uno mismo’ genuino y real en estos movimientos dirigidos que sustancian a los pensamientos y las energías/reacciones dentro de mí, sin darme cuenta de que sí, hay una voluntad propia de seguir acumulando la mente, y por tanto de seguir existiendo como programa, seguir tras mi interés propio donde no importarían las consecuencias tanto hacia mí mismo como hacia TODOS LOS DEMÁS igualmente, por tanto puedo ver el egoísmo mismo al sustanciar la mente/los pensamientos y reacciones es decir, estar atrapado voluntariamente en una caja donde sólo veo lo que me interesa sin consideración por lo que es REAL, lo físico, los seres vivos, la vida existente para entonces PARAR POR UN MOMENTO, darme cuenta que una reacción nubla mi vista y toda consideración por sentido común, para entonces PERDONAR la reacción, realmente perdonarla dentro de la realización de que ésta está nublando mi sentido común para VER qué realmente estoy aceptando y permitiendo, donde entonces una vez que SALGO DE LA MENTE, salgo de la reacción, puedo ver mis pensamientos yo mismo, en consciencia, a través de investigar, de quitar capas, regresarme potencial, considerando los principios de vida/lo que es mejor para entonces tomar una decisión y vivirla por mí mismo en cada momento – entonces allí hay algo genuino y real de mí mismo, donde ya no estoy atado a la mente como pensamientos y reacciones, como esta caja que sólo considera sus propias limitaciones, ya no estoy siguiendo un camino programado mental basado en el interés propio/miedo/experiencia mental como punto de partida – el punto de partida entonces siendo disipar/dispersar las nubes para poder ver realmente y a partir de ver, considerar los principios de vida/honestidad como uno mismo/consciencia de mí mismo para moverme/tomar una decisión/actuar/expandirme a mí mismo a través de aplicación física y práctica.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo separarme a mí mismo de mi mente, de aquél punto al cual me estoy aferrando dentro de mí mismo, resistiéndolo al punto donde se generaría tanta energía, que permitiría seguir con el programa/pensamientos/reacciones, sin darme cuenta que la razón por la cual la energía se acumula y vuelvo a repetir el ciclo es porque en el acto mismo de resistirme a parar, o de volver a emerger el punto, yo no me permitiría ser CONSTANTE y CONSISTENTE en mi aplicación de PARAR, de cada vez que emerja un punto al cual me estoy aferrando, PARAR y PERDONAR GENUINAMENTE el punto, es decir, esa aplicación de parar y perdonar/liberar y respirar debería ser una constante, una aplicación constante, respiro a respiro, en donde me muestro a mí mismo que PRÁCTICAMENTE ESTOY PARANDO, prácticamente me estoy apoyando y asistiendo a parar, dirigir/cambiar/corregirme a mí mismo – eso es en realidad una decisión, viviéndola/sustanciándola momento a momento al levantarme constante y consistente a estabilizarme y dirigirme como principio rector.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo no ser lo suficientemente honesto conmigo mismo como para perdonar mis propios intereses al grado donde pueda en realidad tomar una decisión directiva en la cual tenga como punto de partida y fin lo que es mejor para todos, y no solamente una experiencia, un interés, una idea como resultado, sin darme cuenta que para vivir esa honestidad como uno mismo, requiero de vivirla momento a momento, respiro a respiro, haciendo genuina y real mi aplicación, mi intimidad, mi parar, mi perdón, mi liberación, mi compromiso y mi cambio físico y real, es decir, debe ser una CONSTANTE, momento a momento.

Me perdono a mí mismo el haberme aceptado y permitido a mí mismo esperar a que un movimiento energético o pensamiento emerja dentro de mí mismo para yo entonces moverme física y prácticamente, sin darme cuenta que estoy limitando mi propia voluntad, mi propio movimiento y expresión a la emergencia de pensamientos y energías en mi mente, en lugar de realmente moverme en consciencia de mí mismo en cada momento de respiro, sin depender de movimientos internos, me muevo dentro y como el cuerpo físico humano, dentro y como mi ser mismo.


Me comprometo a mí mismo a regresarme el potencial de vivir lo que es mejor para todos, expandirme y desarrollar mi propia expresión y movimiento para crecer en este mundo y yo pueda de hecho levantarme como una solución a través de parar, perdonar y liberar mis propias limitaciones aceptadas y permitidas, y a través de la realización/darme cuenta de cómo estaba limitándome a mí mismo a través de pensamientos/creencias/ideas/percepciones y reacciones/energías, comprometerme a vivir y establecer apoyo y asistencia práctica para mí mismo en cada punto.

Me comprometo a mí mismo a, cada vez que pensamientos/instrucciones y reacciones/energías emerjan, sin importar su intensidad e instrucción: perdonar su carga energética, investigar de dónde vienen dentro de mí mismo, cómo pueden afectarme a mí mismo y a mi realidad, qué estoy aceptando y permitiendo con esto, asegurándome que antes de actuar por una reacción, esté siendo consciente de lo que estoy creando/estuve creando o voy a crear a través de esto que acumulé o emergió, para tomar una decisión y establecer una directiva consciente/crear conscientemente en mi vida.

Me comprometo a mí mismo a perdonarme a mí mismo más, no dejar un punto sin perdonar, no dejar un hilo, una parte de los constructos mentales creados sin perdonar, liberar y establecer soluciones – por tanto: me comprometo a mí mismo a todos los días darme un momento durante el día para perdonar.

Me comprometo a mí mismo a ser realmente gentil, real, atento, consciente, genuino en mi aplicación del perdón y hacer un seguimiento de mi aplicación para asegurarme de ver si realmente lo que estoy perdonando estoy dejando ir y cambiando de verdad.

Me comprometo a mí mismo a recordarme a mí mismo que las realizaciones/lo que me doy cuenta es inútil si es que no lo llevo a la práctica, si es que no lo estoy viviendo de verdad – se torna conocimiento sin aplicación=mierda, por tanto – me comprometo a mí mismo a apoyarme prácticamente a recordarme a mí mismo el cambio/cómo cambiar/qué cambiar/por qué cambiar para prevenir los ciclos de tiempo y así el perder lo nuevo/la creación en la conciencia de mi mente.

Más adelante estaré compartiendo una actualización de mi aplicación sobre estos puntos.